PRÓXIMAMENTE 2ª TEMPORADA

jueves, 2 de septiembre de 2010

0 comentarios

Próximamente.

Nueva temporada de OCULTO PASADO.

Próximamente.

Permaneced atentos.

CANCELACIÓN

martes, 16 de marzo de 2010

4 comentarios

--CANCELLED--

--CANCELLED--

--CANCELLED--

SE CANCELA LA EMISIÓN DE NUEVAS ENTRADAS DE ESTE BLOG POR MOTIVOS PERSONALES HASTA NUEVO AVISO.

Día 3 (Parte I)

lunes, 15 de marzo de 2010

2 comentarios

Día 3 de Mamen y Mireia:

Mamen se despierta en su tercer día encadenada en el mismo sitio. Echa un vistazo alrededor y se da cuenta de que hay una nueva persona en su idéntica situación, es una chica y se está despertando también. Se trata de Mireia. Ésta, acongojada y dolorida en la nuca, pregunta qué ocurre, pero Mamen no sabe responderle, únicamente le indica que anteriormente había tres personas más en esta misma situación, pero que no sabe de ellas desde hace dos días, cuando se los llevaron de la sala. También le hace saber que no ha comido nada desde que está aquí y que no la han soltado en ningún momento del sitio para hacer sus necesidades.

Le indica que al menos hay otras tres personas con pasamontañas que son los responsables de esta situación, pero que nunca les ha oido decir nada.

También le hace saber la experiencia que vivió con Roberto. Con toda esta información Mireia se siente muy nerviosa, y con voz entrecortada le dice a Mamen lo que ocurrió anoche cuando la sorprendieron golpeándole la cabeza con un bate. A esto, Mamen le responde que ella no recuerda nada, que estaba de fiesta con sus compañeros de clase, y cuando despertó se encontró encadenada en esta situación.

Día 3 de Walter:

Se despierta en el calabozo. Ha sido una dura noche, y aunque ha estado más veces, ésta es la primera vez en la que se siente merecedor de que esté. El resto de veces nunca había hecho nada, pero siempre se encontraba en el peor de los momentos en la peor situación, y eso daba lugar a confusiones para los policías.

Llorando y pensando sobre su vida, observa que bajo su almohada se encuentra un papel doblado. Lo abre y lee que esta noche, cuando la mayoría de los policías se hayan ido, le dejarán las puertas abiertas para que escape. Parece que alguien muy importante del mundo de las drogas no quiere que los más grandes traficantes estén encerrados en la carcel, y ha conseguido engañar a algún policía para que deje libre a Walter.

Cierra el papel, se lo guarda y se queda pensativo. No sabe qué hacer.

Día 2 (Parte IV)

jueves, 11 de marzo de 2010

1 comentarios

Día 2 de Adolfo:

Tras recoger a su hijo y llevarlo a casa de sus padres, le explica lo ocurrido con su hermano y que pronto se pondrá bueno. Se va de casa en dirección al hospital.

Durante el recorrido escucha sirenas de policías y de repente ve correr hacia él un joven que le empuja para sobrepasarle, se trata del chico al que persiguen los policías. Tras reincorporarse observa como arrinconan con los coches al joven y se da por vencido. Le pone las esposas y le lee sus derechos una exhuberante policía rubia.

Impresionante acción la que que acaba de visualizar Adolfo, pero él debe ir al hospital a cuidar de su hijo que le necesita más que nunca, y así dar descanso a su mujer que lleva todo el día cuidando de él.

Día 2 de Walter:

Ha quedado en un apartado chalet de la ciudad, perteneciente a uno de los mayores traficantes del lugar, para cerrar un trato relacionado con las drogas. Walter es un chico que nunca ha querido problemas con nadie, pero que para comer necesita traficar, y ya se ha hecho un hueco importante en la ciudad en el tema de las drogas. El trato consiste en sacar a la venta en la ciudad varios miles de kilos de hachis que acaban de ser traidos del sur de América. Walter se encargará de tratar con los camellos locales para que lo vendan.

Tras cerrar el trato sale del chalet pero en cuestión de minutos se da cuenta de que le sigue un sospechoso coche. Empieza a andar más rápido y a ir por sitios en los que los coches no pueden ir. Tras unos segundos de tranquilidad le gritan que está rodeado por los policías y así es, todas las bocacalles del lugar están cortadas por los policías.

Bajando un vecino a su portal sin haberse enterado de nada, abre la puerta justo en la que se encuentra Walter y sin pensárselo dos veces sube por las escaleras de la casa y comienza la escapatoria por los tejados de las casas.

Tras volver al suelo de la calle se da cuenta de que no les ha dado esquinazo y de que le persiguen los policías.

Va chocando contra los transeuntes, entre los que se encuentra Adolfo, un desconocido para él, pero no consigue evitar a la policía y tras arrinconarle con los coches, finálmente le detiene una atractiva policía.

Walter ha caído en una trampa. Al dueño del chalet con el que había ido a cerrar el trato le habían detenido hace unos días, pero la operación policial finalizaba utilizándolo como señuelo para poder detener a todos sus contactos. El traficante del chalet había accedido a colaborar con la policía para poder detener a Walter, un traficante que se estaba haciendo importante en el panorama de la ciudad.

Día 2 de Reyes:

Se encuentra preparada para realizar una operación que se lleva preparando unos días. Su superior sólo le ha informado que tienen que apresar a todo aquel que salga de un determinado chalet.

Ve que sale un chico joven, que se trata de Walter, un auténtico desconocido para ella y deciden entre todos perseguirle sigilósamente, pero al darse cuenta el joven, éste huye de los coches de los policías.

Comienza una auténtica persecución para atraparle.

Tras varios minutos de persecución con policías a pie, en coche, incluso subiendo por los tejados para perseguirle, consiguen arrinconarle entre varios coches. Es ella la encargada de esposarle sin ninguna oposición.

Día 2 de Mireia:

Es de noche y ella acude a la puerta del local que le habían indicado por teléfono para recuperar su documento nacional de identidad.

La zona está tranquila, incluso solitaria, bastante oscuro, sin casi iluminación y no hay nadie más esperando.

Ella se queda esperando unos minutos, pero viendo que no están siendo puntuales y que el lugar no le da buenas vibraciones decide irse.

Tras escuchar un muy bajo y cercano al susurro "¡ahora!" dos personas la sorprenden por la espalda, le dan con un bate en la nuca y cae desplomada al suelo.

Entre los dos asaltantes comentan que debería haber venido otra persona, por eso han estado esperando para asestarles a los dos juntos un golpe en la cabeza. Se trataba de un chico llamado Junior, pero que no ha asistido a la cita, por lo que a su superior sólo le podrán llevar una de las víctimas que había pedido, y con las que había contactado para prepararles una trampa, tal y como han hecho con Mireia.

Junior se encuentra recuperándose de su operación de la herida en el ojo.